El escritor de Superman: Son of Kal-El, Tom Taylor, dice que Jon Kent es “un joven bisexual empático mucho más heroico que alguien golpeando a un supervillano en la cara”.

Desde el 2021, la tira de comics de Superman está centrada en Jon Kent, hijo de Clark Kent (el Superman original) y Louis Lane. Pero en la quinta edición de la serie que ya lleva 12 volúmenes, Superman: Son of Kal-El reveló al mundo que el nuevo Superman es bisexual y está de novio con un chico.

El comic #5 que salió en noviembre del año pasado, reveló que Jon Kent está de novio con su mejor amigo, Jay Nakamura, un alienígena gamorreano viviendo como refugiado ilegal en Estados Unidos, que a su vez es un activista por los “derechos LGBT” y el cambio climático.

Según los informes oficiales de ventas de ICv2, el último número de Superman: Son of Kal-El que se situó en las listas de los 50 mejores cómics fue el #6, en enero de 2022, sin duda gracias al impulso que supuso la revelación de Jon como bisexual en el número anterior.

Desde entonces, la serie no ha conseguido situarse en dichos rankings ni por unidades vendidas ni por dólares fabricados, la primera vez en la historia que un comic de Superman cae fuera de este top 50.

A pesar del fracaso rotundo de esta nueva tira, el autor de Superman: Son of Kal-El, Tom Taylor, dice que es uno de los momentos más importantes de la historia del mundo del comic, y que Jon Kent es más heroico que su padre, el clásico Superman.

“El mero hecho de que Jon Kent exista como un joven bisexual con inclinación por el pacifismo es un acto mucho más heroico que el que alguien le dé un puñetazo en la cara a un supervillano“, aseguró.

Ignorando la caída en las ventas, Taylor asegura que es una virtud suya y de los demás autores que lograron enfocarse más en cuestiones de activismo político que en pelear contra el crimen. “De alguna manera, hemos conseguido mantener a los lectores interesados sin que Jon le pegue a ningún supervillano durante seis números. Creo que eso también es muy importante“, aseguró.

“Así que tenemos a un joven bisexual que además es el tipo más dulce y empático que no quiere hacer daño a nadie“, dijo. “Y creo que eso es mucho más heroico que alguien que golpea a un supervillano en la cara“, completó.

El autor de DC Comics compartió su opinión sobre las cualidades del heroísmo durante una reciente entrevista con el medio de noticias de entretenimiento AIPT, concedida para promocionar otro de sus superhéroes con disforia de género, el transexual Dreamer, en la continuidad de DC Comics en Superman: Son of Kal-El #13.

En la entrevista, le preguntaron a Taylor si hay algo que le hubiera gustado hacer diferente con Jon Kent, y señaló que el primer beso de Jon y su novio Jay Nakamura, fue apresurado por los productores para que salga el mismo día que una fecha LGBT: “Soy un escritor, ya sabes, había cosas que eran como, de acuerdo, esto tiene que suceder para el Día de la Salida del Clóset, el 11 de octubre. Y me hubiera gustado un poco más de tiempo para que Jon y Jay estuvieran juntos antes del beso“.

Como no podía ser de otra manera, en la continuidad de DC Comics, el Superman original abandonó la tierra para ir a pelear contra supervillanos en otras galaxias, una trama muy criticada por los fans, que bien conocen el vínculo entre el Hombre de Hierro y el planeta tierra.

Jon Kent, por lo tanto, quedó como “el Superman de la tierra“, reemplazando a su padre. En palabras del propio Taylor, Jon está buscando las maneras de ser un mejor Superman que su padre. No más poderoso, si no “mejor”.

“Jon mira lo que ha hecho Clark y busca cómo puede mejorar, o se pregunta por qué su padre no ha hecho más. Y lo desafía y dice: ‘¿Sabes qué? Cuando tienes tanto poder, cuando puedes ver lo que le pasa al mundo, cuando puedes mirar la crisis climática, cuando puedes mirar tanta desigualdad, ¿cómo puedes quedarte al margen?’ Y esa es una gran parte de la misión de Jon. Pero sí, por supuesto que hay un elemento del síndrome del impostor. Y debido a que es joven, aún no está muy seguro de qué camino tomar”, asegura.

Por último, dio una reinterpretación de lo que significa Superman. “Regresas a 1938 y Superman era un héroe radical. Fue un héroe en su primer número que luchaba contra la violencia doméstica. Más tarde estaba derribando las puertas de los políticos corruptos“, dice con un fuerte revisionismo histórico.

“Fue un héroe por un tiempo, y luego fue un héroe por otro tiempo. Y una gran parte de esta serie pregunta: ‘¿Qué es Superman hoy? ¿Qué podría ser Superman hoy?’ Y sí, solo porque esté enojado por la crisis climática, o esté enojado por las armas, o esté enojado por las dictaduras, o empatice con los refugiados, no significa que pueda actuar sobre todo eso sin desestabilizar el mundo. Ya sabes, tiene que andar con cuidado, pero es más joven. Es más crudo. Está sintiendo estas cosas de una manera que un tipo que ha estado presente durante mucho tiempo no puede hacerlo”, concluyó.

Fuente: La Derecha Diario