Redacción BLes– La Casa Blanca anunció el lunes 26 de julio que el gobierno de Biden no levantará las restricciones de viaje existentes a corto plazo debido a la preocupación por la variante Delta, altamente infecciosa, que está provocando un aumento de los casos de COVID-19 en todo Estados Unidos.

“Mantendremos las restricciones de viaje existentes en este momento por varias razones”, dijo la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, en la sesión informativa diaria de la Casa Blanca. “La variante delta, más transmisible, se está extendiendo tanto aquí como en todo el mundo”.

“Impulsados por la variante delta, los casos están aumentando aquí en casa, particularmente entre aquellos que no están vacunados y parece probable que continúen en las próximas semanas”, dijo Psaki a los periodistas.

Bajo las restricciones actuales, Estados Unidos prohíbe la entrada a la mayoría de los ciudadanos no estadounidenses que en los últimos 14 días hayan estado en el Reino Unido, Irlanda, China, India, Sudáfrica, Irán, Brasil y las 26 naciones de Schengen en Europa sin controles fronterizos internos, según Reuters.

La medida comenzó en enero de 2020, cuando la administración Trump impuso por primera vez restricciones de viaje a China para hacer frente a la propagación del COVID-19.

Le recomendamos: Los PLANES COMUNISTAS de INFILTRARSE en EE. UU. para DESTRUIRLO, revelados por un empresario

Ad will display in 09 seconds

El presidente Biden ha estado recibiendo llamamientos de los países aliados para levantar las restricciones de la época de la pandemia. Aun así, las instrucciones del lunes de la Casa Blanca significan que Estados Unidos sigue siendo cauteloso antes de abrirse.

“Para cualquiera de estas recomendaciones, siempre vamos a guiarnos por nuestra estrella del norte, que son los CDC (Centros de Control y Prevención de Enfermedades de EE.UU.) y nuestros expertos en salud y medicina”, dijo Psaki.

“Sería realmente sorprendente y extraño que nuestros expertos en salud y medicina no mantuvieran un debate activo sobre la mejor manera de proteger al pueblo estadounidense”, continuó.

La semana pasada, el Departamento de Seguridad Nacional dijo que las fronteras terrestres con Canadá y México permanecerían cerradas hasta el 21 de agosto. Sin embargo, Canadá dijo que se abriría a los estadounidenses totalmente vacunados el 9 de agosto.

Dan Knight – BLes.com