El líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, está dispuesto a volver a reunirse con el presidente estadounidense, Donald Trump, y a llegar a un acuerdo sobre desnuclearización que sea “justo y mutuamente aceptable” para su país y Washington.

“Si Estados Unidos propone celebrar una tercera cumbre con Corea del Norte con una actitud y método correctos, tenemos ganas de hacerlo una vez más”, dijo Kim durante un discurso pronunciado este viernes el segundo día de la sesión inaugural de la XIV legislatura de la Asamblea Popular Suprema y recogido hoy por la agencia estatal KCNA.

Washington ha culpado del estancamiento de febrero a las demandas del Norte de alivio de sanciones a cambio de un desarme nuclear limitado, pero Pyongyang dijo que solo quería que se relajaran algunas de las medidas.

“Estados Unidos asistió a la negociación (de Hanói) centrado solo en métodos irrealizables”, que considera que “no estaban preparados para sentarse cara a cara y resolver problemas”, , dijo el líder norcoreano en un discurso ante el Parlamento el viernes pasado.

Satisfacer los intereses de Corea del Norte

“No dudaré en firmar un acuerdo solo si está escrito de manera que satisfaga los intereses de la República Popular Democrática de Corea (RPDC, nombre oficial de Corea del Norte) y de EE. UU., que sea justo y mutuamente aceptable, y eso dependerá de la actitud y los cálculos con los que asista Estados Unidos”, indicó el mariscal.

Kim pronunció su discurso un día después de que Trump dijera durante una cumbre con el presidente surcoreano, Moon Jae-in, este jueves que está abierto a volver a reunirse con el líder norcoreano.

El presidente estadounidense se mantuvo firme en su negativa a hacer concesiones económicas a Pionyang, aunque se mostró dispuesto a alcanzar “acuerdos pequeños” con Corea del Norte que no necesariamente tengan que ver con la desnuclearización.

Fuente de información AP

Ir a la portada de BLes

Categorías: Mundo