El cáncer de pulmón es la principal causa de muertes por cáncer en el mundo, superando a los de mama, colon y próstata juntos, y en la mayoría de los casos se diagnostica en las últimas etapas, cuando ya es muy difícil de curar, informa Infobae.

Quiénes están en riesgo

Cualquier persona corre el riesgo de contraer el cáncer de pulmón, aunque se incrementa con el fumar, la exposición al gas radón, la contaminación atmosférica y el aspirar el humo de tabaco ambiental, es decir ser “fumador pasivo”, de acuerdo con la Asociación Americana del Pulmón.

El 25 por ciento de los casos de cáncer se dan entre pacientes no fumadores, a causa de tabaquismo pasivo, humo de leña, asbesto y virus oncogénicos, según la Asociación Argentina de Medicina Respiratoria.

Se consideran personas de alto riesgo las que tienen entre 55 y 80 años de edad, tienen un historial de fumarse un paquete al día durante 30 años, o sus equivalentes, según la Asociación Americana del Pulmón.

Por otro lado, si bien el cáncer de pulmón afecta más a los hombres y a los fumadores, la tendencia ha cambiado.

“Aunque los hombres fumadores siguen representando a la mayoría de los pacientes, hay una proporción creciente de mujeres que padecen cáncer de pulmón y muchas de ellas no han fumado y son más jóvenes“, dijo la neumóloga Iris Boyeras Navarro, según Infobae.

Síntomas

Cuando se padece esta afección pulmonar se manifiesta con tos, expectoración con sangre, falta de aire, y dolor torácico.

La tos es un síntoma posible de cáncer. (Pixabay/Anastasia Gepp)

Una radiografía o tomografía de tórax también podría demostrar el daño en los pulmones en forma de nódulos o masas de tejido sospechosas.

De todas maneras el diagnóstico final solo se puede establecer mediante el análisis de tejido sospechoso, o biopsia, explicó la doctora Boyeras.

Prevención

Se recomienda evitar la exposición a sustancias peligrosas, como las mencionadas anteriormente, y efectuarse una tomografía computarizada de dosis baja, esto principalmente para personas con alto riesgo.

La tomografía oportuna permite un tratamiento efectivo.(pxhere)

Tratamiento

Además de las ya tradicionales quimioterapias y radioterapias, la inmunoterapia se ha utilizado últimamente como un tratamiento eficaz.

La inmunoterapia fortalece el sistema de defensa natural que protege al cuerpo  de los agentes patógenos como virus y bacterias.

Otro tipo de terapias a base de fármacos destruyen las células cancerosas, bloquean el crecimiento e impiden su propagación por el organismo. Son menos dañinos para las células sanas que la quimioterapia o radioterapia.

José Ignacio Hermosa – BLes

Este artículo fue redactado a modo informativo y no pretende reemplazar en absoluto la opinión de un especialista. Ante cualquier inquietud, consulte a su médico.

Te puede interesar: Cuando un gobierno comete crímenes de lesa humanidad…

videoinfo__video2.bles.com||81a91ef5c__

Ad will display in 09 seconds